domingo, febrero 22, 2015

Cuesta Abajo

Por Agustín Figueroa
El titular de la primera página de El Comercio del 15 de febrero del 2015 confirma la caída de la aprobación de la pareja de aventureros que desgobierna al Perú. En relación a la encuesta probabilística nacional urbana de Ipsos Perú, publicada en esa fecha, este diario tituló la noticia por el lado más noticioso: “Aprobación de Nadine Heredia cae 9 puntos”. Esta estrepitosa caída se debe a que al fin la mayoría de los ciudadanos se ha convencido que ella es la que desgobierna al país y que Ollanta Humala está pintado en la pared. El Presidente nominal de la República también ha caído en esta investigación de la opinión pública, pero no es esta caída sino la de Nadine Heredia la que confirma la incapacidad moral permanente de Ollanta Humala para ejercer la Presidencia del Perú. La esposa del Presidente confirma con su caída que no cumple con eficacia la función que ha usurpado de Jefa de Estado, y es esta usurpación permitida durante años la que inhabilita al legítimo jefe del Estado.
En relación a este asunto, Alfredo Torres de Ipsos Perú escribió en su columna “Punto de Vista” lo siguiente: “La primera dama y lideresa del Partido Nacionalista, Nadine Heredia, solía registrar niveles de popularidad superiores a los del presidente Ollanta Humala, en ocasiones hasta diez puntos por encima. La brecha se acortó hasta casi desaparecer conforme fue más notoria su intervención directa en la gestión pública. Al hacerse evidente su corresponsabilidad en las decisiones gubernamentales, compartió la suerte de su
esposo”. Desde mi punto de vista, esta corresponsabilidad es la que inhabilita a cualquier ciudadano que ejerza el mandato popular para gobernar al país y que permita que otro ciudadano lo ejerza de manera ilegítima. En relación a los que dicen que la inhabilitación de Humala significa la caída de este gobierno, me permito decir que el gobierno puede continuar de acuerdo con la Constitución Política bajo el mando de la vicepresidenta, Marisol Espinoza. Este gobierno debe terminar el 28 de julio del año 2016 de acuerdo a la Constitución y a las leyes.
Nadine Heredia tiene en esta encuesta solo 16% de aprobación y Ollanta Humala 22%. Ambos van “cuesta abajo en la caída”, pero esa no es la peor parte de esta investigación realizada del 10 al 13 de febrero. La opinión pública también cree que la Primera Dama es una delincuente. Ante la pregunta: “Se cuestionan depósitos por más de 200 mil dólares y contratos de trabajo que no se habrían realizado. ¿Considera usted que Nadine Heredia es inocente o culpable del delito de lavado de activos? El 67% de los ciudadanos que sí está informado sobre la investigación expresa su opinión en el sentido que es culpable, es decir que sí ha cometido el delito de lavado de activos, uno de los que más daño le hace a la débil sociedad peruana. Un 16% de inocentes ciudadanos declara que ella es inocente en relación a este delito que suelen cometer los aventureros que llegan al poder, por la desidia y la ignorancia de muchos peruanos que tienen DNI.
Para los ciudadanos, este no es el único acto de corrupción de Nadine Heredia que ha impactado a la opinión pública. Ante la pregunta: ¿Cree usted o no que es la verdadera propietaria de la empresa Todo Graph, empresa constituida por Martín Belaunde Lossio y de la cual su hermano Ilan Heredia fue gerente? El 71% del total de entrevistados que conocían esta nueva investigación declara que ella es la verdadera propietaria de esta empresa, que la sigue vinculando con un prófugo de la justicia. La imagen corrupta de Nadine Heredia se confirma con el 76% que declara que esta investigación no es una persecución política, sino que existen motivos para seguir investigando. Para completar la imagen negativa de Nadine Heredia, que arrastra a Ollanta Humala, ante la pregunta: “¿De dónde cree que provino el dinero recibido por Nadine Heredia?, el 27% declara que le fue entregado por el expresidente de Venezuela Hugo Chávez y el 26% que fue el aporte de mineros ilegales y productores cocaleros, es decir de los operarios del lumpencapitalismo que agobia al país. Dicho de otra manera, el 53% declara que Nadine Heredia y Ollanta Humala actuaban de manera ilegítima desde antes de llegar al gobierno, porque el dinero que recibían era ilegal o no estaba declarado de acuerdo a las leyes electorales. El electorado está abriendo los ojos ante la evidente corrupción que corroe a las instituciones públicas y privadas del país. Ojalá se apruebe la norma que establezca que los corruptos deben cumplir sus sentencias en una cárcel, cualquiera que sean los años de la condena. Salvo mejor opinión. 
Share on :

0 comentarios:

 
© Copyright A.P.R.A. | 1924 - 2017 | APRA - Some rights reserved | Powered by Blogger.com.
Developed by ORREGO-wmb | Published by Borneo Templates and Theme4all