miércoles, mayo 16, 2007

Venezuela ¿hacia el social totalitarismo?

Por Luis Pazos

Hace dos meses la directora de una institución educativa de Venezuela me avisó que visitaría México a principios de mayo. La semana pasada recibí un mail donde me comunicó que el gobierno de Hugo Chávez le había negado el permiso de salida. Por esas fechas también le revocaron el permiso de salida antes de abordar un avión a Chile, a la directora de la asociación civil venezolana "Súmate", quien ha criticado públicamente las políticas de Chávez.

Una de las características de los socialtotalitarismos del siglo pasado fue la persecución de sus críticos e impedirles salir del país.

Con la caída del muro de Berlín y la quiebra del socialismo real a finales de los ochentas, parecía que esas políticas totalitarias eran cosa del pasado. En el siglo XXI sólo quedan unos cuantos países, como Cuba y Corea del Norte, que controlan oficialmente la movilidad de los ciudadanos por causas políticas.

El anuncio de no renovar la concesión a Radio Caracas Televisión es otro hecho que muestra la franca envestida contra las libertades en ese país. Lo más triste es que al igual que ha pasado con el dictador Castro, el nuevo "demodictador" cubre su ambición de reinar sin oposición con el manto del socialismo, que le asegura el silencio y la complicidad de muchos políticos e intelectuales que se dicen socialistas o de izquierda.

En Venezuela los altos precios del petróleo han permitido al "demodictador" venezolano, surgido de un proceso electoral, pero sin respeto a las instituciones democráticas, amenazar, expropiar, reprimir e insultar impunemente a venezolanos y a extranjeros, que se han atrevido a cuestionar sus actos arbitrarios, sin que algunos de sus vecinos democráticos protesten, pues parece tener recursos suficientes para comprar la dignidad de gobiernos y partidos en el extranjero.

Los socialtotalitarismo s, como el que está instrumentando Chávez en Venezuela, fueron los responsables en el siglo pasado de la miseria y de la falta de libertades sufridas por generaciones en la ex URSS, Europa del Este, China y todavía actualmente en Corea del Norte y Cuba.

Es preocupante que en un país con tradición democrática, como lo es Venezuela, se violen impunemente derechos fundamentales, que en la Constitución mexicana se denominan garantías individuales y cuyo respeto es básico para poder hablar de democracia.
Share on :

0 comentarios:

 
© Copyright A.P.R.A. | 1924 - 2021 | APRA - Some rights reserved | Powered by Blogger.com.
Developed by ORREGO-wmb | Published by Borneo Templates and Theme4all