c. ALAN GARCIA - Twitter Oficial



Popular Posts

«Pan con libertad»

domingo, mayo 30, 2021

"Víctor Raúl Haya de la Torre, alguna vez, dijo algo de que el marxismo, como doctrina, no se podía concebir sin la supresión total de la libertad".

Martín Murguía

Escribe Martin Murguía  
Read Post | comentarios

RESPONSABILIDAD POLÍTICA Y SOCIAL

Por: Guillermo Vidalón del Pino
El sistema democrático peruano se consolida con cada elección, pero también trasunta sus carencias porque convierte a cada elección en una meta por alcanzar cuando el proceso democrático se vive en cada acto en que la población asume ciudadanía.
¿Qué es asumir ciudadanía?, conocer sus derechos y deberes, respetar y hacer respetar la decisión de la autoridad superior. No se ejerce ciudadanía cuando se promueve el desacato, en cambio, sí se ejerce ciudadanía cuando se da a conocer una posición discrepante dentro de los canales establecidos por la legislación.
Próximos al proceso electoral municipal y regional, la ciudadanía peruana tiene otra vez la oportunidad de ejercer su mandato y elegir al mandatario que considera con mayor sabiduría para ejercer los destinos de cada circunscripción.
¿Cuáles son los destinos del ciudadano peruano?, alcanzar mayores niveles de bienestar económico y social, calidad de vida, ello implica que debemos generar las condiciones para que todo aquello que fomente la interrelación social, la mayor productividad, el intercambio tanto al interior como al exterior del país se consolide.  Las naciones y sus poblaciones crecen y se fortalecen en sus emprendimientos en el saludable intercambio de aquello que le resulta útil al otro y de que el otro dispone.
En el Perú disponemos de fortalezas que se hallan en nuestro territorio, sea la riqueza pesquera de nuestro mar que por las corrientes (Humboldt y del Niño) que lo circulan nos permiten disfrutar de peces de aguas frías y cálidas. Sea porque la variedad de climas con que contamos, debido a los diversos pisos ecológicos, a los profundos valles interandinos, a los estrechos valles en la costa sur y más amplia hacia el norte sin que ésta deje de ser un esbelto desierto.  O por la sierra conformada por montañas que en sus altitudes cobija a nuestros camélidos sudamericanos y otras especies de animales que se fueron adaptando al clima frio de sus diversos planos; también, por su orografía contiene una enorme riqueza natural en los minerales que posee, los cuales deben ser ubicados, extraídos, procesados, consumidos en lo que requiere el mercado local e intercambiados en lo que resulta más ventajoso para todos. La selva resulta fascinante tanto por su paisaje como para el observador de las culturas que allí se han desarrollado, también lo es para alcanzar mayores y mejores niveles de bienestar.  El nativo de nuestra selva no se opone a la interrelación, quiere obtener mayores ventajas de las que le ha venido ofreciendo el Estado nacional. Vegetales propios de cada uno de estos grandes grupos también los hay y, afortunadamente, agua disponemos en abundancia.
Si contamos con lo principal para alcanzar el desarrollo en el menor plazo posible, ¿qué nos está faltando?, elegir con sabiduría nuestra conducción política.  La del enfrentamiento nos desangra y empobrece, ejemplos huelgan en nuestro azaroso pasado.  El motivo principal que frena nuestro desarrollo es la desconfianza.  La pretensión de ejercer un cargo público para acometer aquello que está en perspectiva del interés personal antes que el de la colectividad.
La autoridad que promueve en el elector ciudadanía no promueve en él la sumisión ni busca establecer una relación de dependencia en función a alguna dádiva.  La autoridad que confía en el ciudadano es aquella que reconoce que el engrandecimiento del país depende de los múltiples aportes de sus ciudadanos autónomos, responsables, creativos, dispuestos a llevar a cabo emprendimientos para creer, crear y crecer en libertad.
La ciudadanía se ejerce en libertad y los espacios de libertad se conquistan con trabajo, disciplina, ahorro e inversión.  Ello representa un círculo virtuoso que engrandece y refuerza la confianza ciudadana en sus propias potencialidades, así como en sus autoridades.
El próximo cinco de octubre elijamos ejerciendo ciudadanía, asumamos el compromiso de persuadir a aquellos que aún ven con resquemor las decisiones de inversión.  La convicción de un país grande, fuerte, pacífico e integrado nos convoca.
Muchas gracias por leerme, se autoriza su difusión siempre que se respete la autoría del mismo. Para persuadir a más peruanos de la importancia de la minería en el proceso de generación de bienestar y desarrollo del Perú.
Si usted desea que su correo sea removido de esta lista de distribución, favor enviar un correo con la palabra remover.  Gracias por su comprensión.
Saludos,
Guillermo Vidalón del Pino
Read Post | comentarios

1 de mayo día del trabajo

sábado, mayo 01, 2021

 🇵🇪¡Feliz día del trabajador, pueblo Aprista! Fue Haya de la Torre, con los obreros manuales e intelectuales de 1923 quienes lograron las 8 horas laborales tras años de reclamos de diferentes organizaciones de base. 

Hoy es necesario recordar que el cuerpo esencial del Aprismo no son ni empresarios ni ricos, sino el frente único de trabajadores del campo, de las fábricas, ambulantes, informales, estudiantes, pequeños independientes y todo aquel que sufra las injusticias de la explotación.

¡Vivan los trabajadores del Perú e Indoamérica!🔥

¡Viva el frente único de trabajadores manuales e intelectuales!🔥🔥

¡Viva el Apra! ¡Viva Haya de la Torre!🔥🔥


Read Post | comentarios

Víctor Raúl, Trotsky, trotskismo, Hugo Blanco

domingo, octubre 25, 2020

Por Roy Soto: Recuerdos

"La tarde es fría en el despacho del presidente de la Asamblea Constituyente aquel lunes 11 de septiembre de 1978. Víctor Raúl le ha pedido a Luis Felipe Rodríguez Vildósola, el líder del cooperativismo peruano, que ubique a Hugo Blanco y que lo invite a venir con él. El dirigente del FOCEP acepta inmediatamente.

- Usted, Hugo, me recuerda a mi querido compañero Manuel Barreto, el Búfalo. Su ímpetu, a veces muy voluntarioso...

- La realidad del Ande subleva, señor...

- Me lo va a decir a mí. Usted Hugo ya no ha visto las espaldas rasgadas a chicotazos de los campesinos, yo todavía he alcanzado a ver eso y hasta pongos sirviendo como mesa puestos en cuatro para que el amo coma su merienda en sus espaldas, algo surrealista y doloroso. Había de eso también en Rusia...

- Conoció usted Rusia?

- Claro, llegué a fines de 1924, luego de fundar el APRA en México, estuve varios meses viviendo la experiencia de la Revolución junto a Lunacharski, Nadiezda Krupskaya viuda de Lenin y al hombre a quien usted sigue, Hugo, mi amigo León Davidovich Trotski...

- Conoció usted a Trotski?

- Si lo conocí? Es a quien más traté en Moscú. Él me facilitó un documento para visitar koljoses, tierras, sindicatos, inclusive lo acompañé tres o cuatro veces al interior. Un gran orador, sublevante, convincente. Tuvo la gentileza de ponerme un traductor del ruso al inglés.

Sabe usted que yo fui el primer latinoamericano que conversó en el Kremlin con las máximas autoridades soviéticas?

- Es cierto que lo mandó matar Stalin?

- Yo creo que sí y que por su acercamiento con los apristas desterrados en México, los moscovitas criollos de América Latina nos persiguieron. Sentí mucho su muerte porque yo mismo le había recomendado aquel lejano 1924 que si algún día le tocaba el destierro ningún país mejor que la tierra de Zapata y Pancho Villa. Y allí fue que lo asesinaron.

- A mí siempre me dijeron que usted llegó a Europa enviado por los yanquis como espía.

Haya de la Torre y Armando Villanueva, que acababa de llegar al despacho, ríen:

- Aquí Armando le va a enseñar a usted un día de estos la credencial con la que pude llegar al corazón del Kremlin y al afecto de Trotski, la única credencial expedida a un no mexicano por la Revolución Mexicana firmada por José Vasconcelos. Así llegué a la Rusia roja después de mi segunda deportación.

- Bueno se va aprendiendo en el camino...

- Por eso, Hugo, estoy conversando con todos y cada uno, usted sigue a un gran hombre, pero no se olvide de que fue Trotski quien dijo que quienes más daño le hacen a la revolución son los que hacen "bohemia revolucionaria"...

- Cuándo lo vio por última vez?

- Conoce, usted Hugo, Moscú?

- No he podido llegar, tuve que quedarme en Suecia.

- En la antigua calle Velikaya que estaban trabajando unos arqueólogos. Él era un hombre muy culto y le interesaban esos trabajos. Nos despedimos y después nos escribimos un par de veces. Fue muy amable ya en México cuando recibió en Coyoacán a León de Vivero y a Vásquez Díaz varias veces. Bueno, Hugo, ya seguiremos conversando, nos esperan muchos artículos por delante...

- Gracias, Víctor Raúl, la próxima vez regresaré con más preguntas, jaja.

- Las que desee, Hugo, no he llegado aquí por el cariño de ninguna oligarquía. (Ríen todos).

En Semblanzas de la Asamblea Constituyente. Entrevistas. 1996. C&D Editores.

Read Post | comentarios

¿Qué es el Doi Moi y por qué Vietnam será el próximo tigre asiático

miércoles, octubre 21, 2020

 | Ilustración: Huu Danh.


En el marco de la pandemia del COVID-19 (histórica y trascendental en términos sociopolíticos, económicos y culturales) el caso vietnamita ha sorprendio ampliamente: Pese a su proximidad geográfica evidente con la China continental, foco de la enfermedad, Vietnam registra a la fecha tan solo 75 casos confirmados de contagio, 16 personas recuperadas y ninguna fallecida. 

¿Es esto reflejo del poderio económico e institucional de un país en desarrollo acelerado? 
¿Es posible una economía de mercado orientada al socialismo? 

Vietnam es una nación soberana situada en el Sudeste Asiático, cuenta con una población de más de 95 millones de habitantes y ha experimentado desde comienzos del siglo XXI uno de los procesos de crecimiento más acelerados del mundo. Si bien continua siendo un país con ingresos bajos, el poder adquisitivo de los ciudadanos no ha parado de aumentar y, por consiguiente, la precariedad social se ha reducido de manera sustancial. Es importante recordar que, durante los años 90, el 58% de los vietnamitas vivían en condiciones de pobreza, actualmente ese dato se traduce en 11,3%. Ahora bien, sin lugar a dudas gran parte del éxito suscitado se basa en la política del Đổi mới (renovación). Ésta permitió reconvertir todo el sistema productivo, pasando así de una economía basada en la pesca y agricultura a una organizada por el pujante desarrollo de su base industrial.

¿De qué se trata el Doi Moi? 

El 2 de julio de 1976 Vietnam finalmente logra la reunificación luego de 20 años de un conflicto bélico que atropelló toda su estructura social y que enfrentó a los dos grandes modelos económicos de la época. No fue un conflicto más, bajo la lógica de la Guerra Fría se vieron inmersos los intereses de las grandes potencias que estallaron en el pequeño país asiático. Significó la única derrota militar de los Estados Unidos en el siglo XX y llevó a reordenar toda la política internacional norteamericana, así como también, su sistema de alianzas. Al mismo tiempo, surgieron diferentes movimientos sociales y culturales que repudiaban los hechos cometidos y obligaban a repensar todos la cadena de valores que se contemplaban en el mundo occidental. 

De todas maneras, una vez instalados en el poder, los representantes del Partido Comunista comenzaron una intensa campaña de colectivización del campo y de las pocas fabricas que quedaron en pie. Lo cierto, es que las medidas implementadas fracasaron rotundamente, los serios problemas económicos y humanitarios continuaron afectando directamente al conjunto de la población. Luego de 10 años las condiciones de vida prácticamente no habían mejorado y millones de personas huían del país hacia destinos con mejores oportunidades. Inmersos bajo este contexto, las autoridades vietnamitas decidieron lanzar en 1986 un paquete de reformas que buscaban, según las propias palabras del VI Congreso del Partido Comunista, – «configurar una economía de mercado orientado al socialismo»-. 

Para ello, en 1987 se legislo la ley de inversión extranjera que posibilitó la entrada de pequeños capitales aunque con fuertes medidas restrictivas impuestas por el poder local. A su vez, en 1988 el Comité Central derogó la ley que controlaba los precios que regían el sistema económico. Los resultados obtenidos por estos dos antecedentes históricos permitieron que, en 1992, se aprobara la Nueva Constitución de la República Socialista de Vietnam en donde se autorizó la propiedad privada. 

Por lo tanto, la estrategia implementada por el gobierno nacional giro en primer término al establecimiento de un marco legal que propicie la actividad privada, para luego incentivar la creación y atracción de empresas bajo la óptica del libre mercado, abandonando prácticamente por completo la colectivización de los recursos agrícolas e industriales. 

A diferencia de la China gobernada por Deng Xiaoping, donde el traspaso de una economía centralizada a una más flexible se hizo de manera gradual, en Vietnam se aplicó una política de shock, liberalizando los precios, devaluando fuertemente el «dong» (moneda local) y unificando todos los tipos de cambio. De esta forma no caben dudas que el fenómeno desencadenado por el Doi Moi no intentó copiar ninguna receta aplicada por las naciones vecinas, sino más bien fue una medida de elaboración propia que propiciaba resolver rápidamente las inconsistencias que impedían el desarrollo sano y sostenido. 

Asimismo, y pese la advertencia de algunos especialistas, el país no sufrió ningún colapso. De hecho, el crecimiento medio en los años 90 fue de un 7%, casi a la altura del gigante asiático. Además, si analizamos la evolución del PBI per cápita observamos que el mismo paso de 98 dólares en 1990 a unos 2.525 para el 2018. Aunque la cifra está lejos del estándar europeo, de seguir por el mismo sendero en relativamente poco tiempo alcanzará a naciones como Perú, México o Brasil. De cualquier modo, también es preciso resaltar que se llegó a este contexto con un bajo porcentaje de deuda soberana (58%) y con una tasa de desempleo que se estima en 3.7%. 

¿Cómo se encuentra la realidad vietnamita hoy? 

El Primer Ministro Nguyen Xuan Phuc, electo el 7 de abril de 2016, afirmó que el objetivo principal durante su mandato es concretar la estabilidad macroeconómica y elevar la competitividad nacional mejorando el entorno de negocios. Al mismo tiempo, se comprometió a realizar esfuerzos desde el Ejecutivo para aliviar las dificultades del sector empresarial en la producción, comercialización y distribución de bienes y servicios. 

Si bien, el crecimiento del Producto Bruto Interno durante su primer año de gestión no alcanzó la meta del 6,7% fijado por el Parlamento, la tasa del 6,2% fue todo un éxito si consideramos las dificultades económicas globales y otros factores adversos que afectaron la economía local. La creciente demanda interna y el impulso de la inversión extranjera directa, ayudaron a la nación a contrarrestar las amenazas mundiales que provocaron una ola de venta de acciones y depreciaciones de monedas durante los últimos años. 

Mirado desde esta perspectiva, Vietnam ha dado el primer paso para diversificar su economía, añadiendo a su base exportadora otros bienes industriales como: calzado, textiles y ensamblaje de equipos electrónicos. Por ejemplo, Vietnam hoy es la principal sucursal de la empresa japonesa Kyocera. Por su parte, Samsung ha anunciado inversiones por 20 millones de dólares en diversas áreas. 

Y los gigantes Canon, Panasonic y Nokia, que ya tienen presencia en el país, se comprometieron a volcar dinero para expandir sus fábricas. Por otra parte, el 2006 fue un año trascendental para las aspiraciones desatadas por la política del Doi Moi. Luego de 8 años de arduas negociaciones el país logró ser incorporado en la Organización Mundial de Comercio, este hecho abrió una gigantesca puerta para concretar diversos negocios. Según afirmaciones de Pham Tat Thang (Ministro de Industria y Comercio) -«Si aprovechamos eficientemente los acuerdos de libre comercio con la Alianza Económica, la Unión Europea, Japón y Corea del Sur, habrá facilidades para nuestras exportaciones. Además, algunos productos importantes comienzan a penetrar en los mercados exigentes como Japón y Estados Unidos«-. 

Todo el contexto posibilitó aumentar la capacidad de consumo de sus habitantes multiplicándola por 6 en los últimos 15 años. Siguiendo con esta línea, los indicadores sociales también mejoraron, el porcentaje de escolaridad primaria alcanza casi el 100% y la esperanza de vida pasó de 68 años en 1986, a 76 para 2016. Además, los servicios públicos de agua potable, electricidad y sistema de cloacas se han extendido sin interrupción desde 1995. Si bien algunas áreas del territorio todavía presentan ausencias de instalaciones ( más que nada en las zonas donde se ubican las diferentes etnias), millones de ciudadanos vieron mejorada su calidad de vida gracias a la llegada de estas prestaciones. 

De cualquier modo, no confundamos las cosas: Vietnam es un país en vías de desarrollo con enormes dificultades y cuantiosas preocupaciones que resolver. Sin embargo, el sorprendente crecimiento, impulsado principalmente por la actividad privada, es un dato primordial que alivia las carencias. El Estado continua estando presente en la economía, pero procura mantener el equilibrio y la estabilidad en las cuentas públicas. El sector industrial, área que aporta el 41,8% del PBI, todavía carece de instrumentos necesarios hacia la conformación de marcas nacionales con proyección en los mercados globales. 

Además, no debemos dejar pasar la precariedad que a diario sufren los trabajadores, siendo este uno de los puntos nebulosos de la economía vietnamita. Reducir el sector informal y proyectar la eficiencia institucional deben estar en los puntos más urgentes de la agenda de gobierno. En definitiva, lo verdaderamente destacable es que el país ha logrado salir de la miseria y pobreza extrema a tan solo 34 años de haberse instalado el Doi Moi. Dicha pobreza había sido heredada no solo de una guerra absurda propuesta por Estados Unidos, sino también por las erradas políticas instaladas posteriormente. A pesar de todo, Vietnam hoy se embarca en un proceso de modernización e industrialización que la coloca en la vanguardia de los países de la región, con una amplia perspectiva y con un futuro prometedor se encuadra en un camino de amplia esperanza de desarrollo económico y social. 

Referencias: 
  • https://www.lavanguardia.com/internacional/20061117/51292731542/el-milagro-del-doi-moi-vietnamita.html 
  • https://vovworld.vn/es-ES/economia/perspectivas-economicas-de-vietnam-en-2017-509808.vov https://www.weforum.org/agenda/2018/09/how-vietnam-became-an-economic-miracle/
Read Post | comentarios

¿Por qué tendría que negarlo?

martes, septiembre 29, 2020

Por Guillermo Trelles


Cada vez por mofarse u ofenderme me dijeron ‘’Eres aprista’’, jamás lo he negado, es como negar tu fecha de nacimiento, aunque hay casos. Tú te puedes ir del partido, de la institución, pero del corazón nadie saca la estrella. No creo que eso sea un pecado, si es así vivimos en un mundo de pecadores. He estado alejado del partido, pero siempre pendiente de lo que sucedía alrededor. 

Me dolió la derrota del 2016, la muerte de Alan García porque tuve la oportunidad de conocerlo y de recibir una charla magistral el año 2011 con jóvenes de todas partes del País, en la Universidad San Martín de Porres. Y era una persona sencilla, y siempre recuerdo cuando me dijo: ‘’Eres Trelles, sobrino del viejo’’ ¿Por qué no me trajiste mangos? Dame que te firmo el libro’’.

Y somos muchos de los formados en el Apra los que seguimos firmes en nuestras convicciones no hemos migrado a la derecha, somos un movimiento de izquierda revolucionaria, así nacimos. Debo mencionar que de manera paralela al surgimiento de la doctrina aprista en la arena política peruana, aparecía un discurso que rechazaba los principales postulados de la nueva organización. Fue así que, casi al mismo tiempo que el APRA crecía como un nuevo partido, empezó a generarse un sólido antiaprismo en la política peruana, que hasta ahora sobrevive.

Recuerdo las letras del aprista Hernán Hurtado y de su descripción: "Ser aprista” es hacerse partícipe del destino histórico común de la justicia social, compartiendo los valores democráticos, ejerciendo la docencia política, cultivando e interpretando la doctrina, conociendo la historia, modernizando el quehacer político. Y  mucho de razón tiene.

Los postulados de Haya de La Torre, los del Apra auroral, deben ser fortalecidos y modernizados, adecuados a nuestra realidad, el único y grave error del Apra y que algunos no han notado son las pugnas internas que tanto daño nos hicieron que se han solucionado a los puños o ideológicamente, pero todos saben que cuando se trata de hacer un solo bloque, se hace. ¡Disciplina compañeros!

Y es que los errores que cometieron otros, no tienen que enrostrarse a las nuevas generaciones. Los errores que cometieron tu padre, tu hermano, tu familiar o tu amigo no tienes que pagarlos tú. Sigue libre, se feliz, ama a tu partido y lucha por tus convicciones. Y si quieren usar ‘’aprista’’ como insulto, déjalos que se enojen y demuestra con tus acciones y tu trabajo. Forja tu futuro con tus acciones y ellas callarán bocas.

Y termino parafraseando a Víctor Raúl Haya de la Torre: ‘’La virtud fundamental de todo aprista es la de saber persistir. Los obstáculos, los fracasos, los largos períodos de espera, deben ser siempre mirados con optimismo. El Aprismo es una escuela de educación de la voluntad y un gran corrector para los versátiles."

Read Post | comentarios

El odio político

Por Alan García.

«Una vez, yo ya era presidente (…) y llego a La Herradura y veo postes, estaban haciendo una especie de andenes en el cerro. ¿Qué es esto? Me bajé… Se van a construir edificios, la firma GREMCO, de los señores Levy. Me dio tal cólera, porque yo tengo gente acá mía en la pelea, yo dije por qué no se van a construir esos señores al Muro de los Lamentos. Para nosotros, este es un lugar sagrado. Entonces, Decreto Supremo; eso se llama poder. Declaras intangible el conjunto del Morro Solar. Se acabó. Juicio contra el Perú en el SIAL. Lo perdieron. Y me odian. Ahí deben estar financiado sabe Dios a quién… Me odian porque dijeron que perdieron millones. Y eso, se los había dado un alcalde chorillano inconsciente de lo que vendía. Se lo vendió por 5 millones, el alcalde Gutiérrez Weselby, alcalde de Chorillos. (…) Lo bloqueamos. (…) Esto, el Morro, es más grande que Arica. (…) Los militares tapan esto, porque el héroe fue Miguel Iglesias. Si Iglesias muere, sería pues un héroe inmenso. ¿Pero qué ocurrió con él? Herido, los chilenos lo deportaron a Chile. Vivió en Chile un año, después de lo cual le dijeron vuélvase al Perú. Y se fue a Cajamarca, lejos de Lima donde estaban los chilenos, donde tenía su hacienda que se llama Montán (…) hasta ahora existe. Estuvo allí dos años, se dio cuenta de que los chilenos eran cada vez más (…), por todas partes, y no tienen traza de irse… Van a quedar 10 años. Para ser héroe, hay que tener valor. Peleando en el Morro, pero también aceptar que estamos perdidos. Hay que sacar a los chilenos, cueste lo que i

<<Él hizo lo que se llama el Grito de Montán: un pronunciamiento desde su hacienda. ‘Necesitamos un gobierno que acepte la realidad, porque hasta entonces no había gobierno. (…) Bueno, ustedes ganaron la guerra, ¿con qué se van a quedar? Las salitreras de Tarapacá. OK, pero desocupen el resto del Perú. (…) Sé que seré odiado por eso por las generaciones venideras pero si yo no lo hago, nadie lo hará. Y los chilenos se quedarán 20 años’. Lo dice, y lo hizo. Entonces, el Ejército resucitó y dijeron ‘traición’. ¿A qué, si iba a recuperar el Perú? En su mejor momento el señor tuvo mil hombres y los chilenos eran 30 mil. 24 mil llegaron y siguieron llegando. (…) Transó un acuerdo sabiendo que lo iban a escarnecer. Después de lo cual se fue a su hacienda y murió allá. Pero los militares, se volvieron caceristas. Y maldijeron a Iglesias (porque si no tenían que reconocer su acto heroico). Y miren cómo es la vida. En este 2° gobierno, un día me fui a la cripta de los héroes, yo camino mucho en el cementerio porque al final yo voy a acabar allí, entonces miro y me voy acostumbrando. No me da miedo la muerte porque me acostumbro, tengo mi sitio, ya sé donde voy a estar y no hay problema. (…) En la cripta, uno piensa. Y después caminé por una avenida, y estaba el presidente Leguía, que yo admiro, modernizante, pateó al civilismo, lo maltrató muy bien, después se vengaron. Mientras pudo, golpeó a los guaneros. Y estaba caminando, y de pronto veo Miguel Iglesias. Miguel Iglesias, ¿este es el presidente Miguel Iglesias,  el héroe de Chorillos? – Sí, está ahí. – ¿Y por qué no está adentro? (…) -Bueno, no, así lo ha decidido el Instituto de Estudios Militares y no sé qué… Ah no, le dije, yo he estudiado la historia, y conozco cada hora de la historia del Morro Solar y la defensa… Entonces, ¿qué es  poder? ¡Poder! Decreto Supremo: ‘los restos del General Miguel Iglesias serán incorporados al Panteón de los Héroes’. Hay que hacer justicia. Entonces, que arrugaron la nariz, que no sé qué dijeron… ¿Quién arrugó? Bueno, el jefe del Instituto, el general… Mire, mire, a ver. Poder. ‘Déjese sin efecto la resolución que nombró al General no sé qué …’ Una rúbrica, adiós. ¿Quién sigue? ¿Quién no quiere más? Silencio. Se cuadraron. Y todos a desfilar el día que llevé a Iglesias al Panteón, listo. Poder. Pero es que hacía justicia. Y me falta hacer justicia con el pobre Leguía, que lo han maltratado mucho, pero ya no tendré oportunidad, se la daré desde el cielo; mi abrazo a Leguía.»

Read Post | comentarios
 
© Copyright A.P.R.A. | 1924 - 2021 | APRA - Some rights reserved | Powered by Blogger.com.
Developed by ORREGO-wmb | Published by Borneo Templates and Theme4all